EL TRAYECTO DE COMANDO Y LOS PUNTOS SHU ANTIGUOS

 

 

Se llama trayecto de comando al segmento del canal que va desde la punta de los dedos de pies y/o manos hasta la rodilla y/o el codo. En este segmento se sitúan los puntos shu antiguos, en los que se refleja, en cada canal, todo el sistema de la ley de los cinco movimientos o pentacoordinación. En el trayecto de comando se van a situar los resonadores o puntos de acupuntura que más habitualmente vamos a utilizar.

 

Los puntos shu antiguos van a posibilitar en cada canal acceder a la cualidad agua, madera, fuego, tierra o metal de la energía. Además de estos puntos en el trayecto de comando aparecen los puntos Yuan de las vísceras huecas, los punto Lo o pasaje , los puntos Xi, hendidura o de alarma y los puntos llave de los canales extraordinarios, maravillosos o curiosos.

Los puntos shu antiguos se van a poder considerar desde dos aspectos:

 

a)  en el sentido del fluir de la energía, con lo cual su orden siempre será el mismo

 

    Punto Pozo o Ting, en los ángulos ungueales de los dedos de manos y pies, salvo en el caso del meridiano del R que esta en la planta del pie. Son puntos en los que se produce la mutación de la energía del yin al yang y viceversa,  por lo que en muchos casos actúan como puntos de reanimación. También conectan con los meridianos téndino-musculares o superficiales, siendo puntos principales para el tratamiento de estos meridianos. En estos resonadores la calidad de la energía es muy pura como el agua de pozo.

    Punto Manantial o Yong, antes de los huesos metatarsianos y metacarpianos (antes de los

nudillos). Aquí la energía sale con fuerza como el agua del caño de una fuente y por ello a veces se ha utilizado para movilizar la energía en tratamientos del dolor o téndino-musculares.

    Punto Arroyo o Shu, después de los huesos metatarsianos y metacarpianos (después de los nudillos). En los órganos llenos son puntos de recepción de canal Luo Transversal del meridiano acoplado, y por ser puntos tierra son puntos de armonización. Aquí la energía sigue teniendo velocidad como los arroyos que descienden de la montaña.

    Punto King o Río, en muñecas y tobillos. Son puntos de desembarque de las energías perversas. Aquí la energía se profundiza mas y se ralentiza.

    Puntos Ho o mar en rodillas y codos. También son puntos de desembarque de las energías perversas y en ellos las energías entra en profundidad, en algunos casos aquí comienzan los canales profundos o distintos. En general son puntos con influencia psíquica importante, según nos indica el Dr. Padilla.

 

Esta visión del fluir energético es una forma de abordar con la intención estos resonadores y, según del Dr. Padilla, el uso de este enfoque se debe plantear sobre todo en los trastornos psíquicos.

 

b)     En relación a los cinco movimientos:

 

En los órganos llenos, zang, el circuito comienza en el punto madera que corresponde, en este caso, al punto ting y continua con fuego (yong), tierra (shu), metal (king) y agua (ho). La lógica de esta localización es que los zang, por ser yin, mutan a yang en la madera y los puntos de mutación por excelencia son los ángulos ungueales, que corresponden a los puntos ting.

En las vísceras huecas, fu, el circuito comienza en el punto metal que corresponde al punto

ting y continua con agua (yong), madera (shu), fuego (king) y tierra (ho). La lógica de esta

localización es que los fu, por ser yang, mutan a yin en el metal, siendo los puntos de mutación por excelencia los ting.

 

    Punto Agua, en los zang es el punto ho y en los fu el punto yong.

    Punto Madera, en los zang es el punto shu y en los fu el punto ting.

    Punto Fuego, en los zang es el punto yong y en los fu el punto king.

    Punto Tierra, en los zang es el punto shu y en los fu el punto ho.

·        Punto Metal, en los zang es el punto king y en los fu el punto ting.

 

En los puntos shu antiguos se sitúa el punto de tonificación y el punto de sedación de cada canal, así como el punto propio:

 

    Punto de tonificación es el punto madre, es decir el punto que corresponde al movimiento que genera el reino mutante al que pertenece el meridiano en cuestión. En R y V sería el punto metal, en H y VB sería el punto agua, en C, MC, ID y TR seria el punto madera, en BP y E sería el punto fuego y en P e IG seria el punto tierra.

    Punto de sedación es el punto hijo, es decir el punto que corresponde al movimiento generado por el reino mutante al que pertenece el meridiano en cuestión : En R y V el punto madera, en H y VB el punto fuego, en C, MC, ID y TR el punto tierra, en BP y E el punto metal y en P e IG el punto agua.

    El punto propio es el que corresponde al mismo reino mutante que el meridiano considerado: En R y V el punto agua, en H y VB el punto madera, en C, MC, ID y TR el punto fuego, en BP y E el punto tierra y en P e IG el punto metal.

 

El punto de tonificación del canal es el único que realiza esa función , y lo mismo sucede con el punto de sedación. Conceptos como estimulación y dispersión aunque pueden parecer sinónimos de tonificación y sedación no son lo mismos, pues el punto madre y el hijo de cada canal solo por el mero hecho de punturarlos ya están realizando su función tonificadora o sedadora y sin embargo estimular o dispersar se puede realizar sobre cualquier resonador y la maniobra es fruto de la forma en que manipulamos el punto..

 

El resto de puntos que encontramos en el trayecto de comando son:

 

    El punto Yuan o fuente, solo aparece en los canales yang y son puntos muy energéticos. Por una parte representar un acceso a la energía original o Yuanqi, vehiculizada por los canales yang, y por otra parte son los receptores del flujo energético del Luo tranversal procedente del punto Lo de su canal acoplado yin. Esta última función en los canales yin que carecen de punto yuan la realiza el punto shu.

    El punto Lo o pasaje. De este punto parte el canal luo transversal que conecta con el punto yuan, si es fu, o shu, si es zang, del meridiano acoplado, y el luo longitudinal que conectará con el órgano o la víscera relacionada.

    El punto Xi, hendidura o alarma. Es un punto que será doloroso a la palpación cuando el órgano o la víscera este afectado. Reúne en el todas las cualidades del movimiento en cuestión y en caso de dolores incoercibles es recomendado su uso con manipulación vigorosa.

    Los puntos llave de los vasos maravillosos pueden coincidir con alguna otra función:

*  El 7P abre el Ren Mae y es punto Lo de P.

*  El 5 TR abre el Yang Wei y es punto Lo de TR.

*  El 6 MC abre el Yin Wei y es punto Lo de MC.

*  El 41 VB abre el Dai Mai y es punto madera (shu) de VB.

* El 3 ID abre el Tu  Mae y es punto madera de ID.

* El 4 B abre el Chong Mae.

* El 6 R abre el Yin Keo.

* El 62 V abre el Yang Keo.

   También tenemos los puntos de cruce de la energía:

* Cruce de los meridianos yin de la mano: 5 MC

* Cruce de los meridianos yin del pie: 6B

* Cruce de los meridianos yang de la mano: 8 TR

* Cruce de los meridianos yang del pie: 39 VB

   Por último tenemos algunos puntos maestros y de acción especial en este transecto, se trata de puntos que ejercen alguna influencia sobre funciones y áreas tisulares:

* Punto maestro arterias, 9P, a su vez punto tierra (shu) del P.

* Punto maestro médulas, 39 VB, a su vez punto de cruce de los yang del pie.

* Puntos maestros piel, el 40V que es punto tierra (ho) de V y ,para el Dr. Padilla, el 62V

que a su vez es punto de apertura de Yang Keo.

* Punto maestro de músculos y tendones, 34 VB, punto tierra (ho) de VB.

* Punto maestro flemas, 40 E que a su vez es punto Lo de E.

* Punto armonizador del psiquismo, 7C que es el punto tierra (shu) de C.

* Punto Ho especial de TR, 39 V.

* Punto Ho especial de ID, 37 E.

* Punto Ho especial de IG, 39 E.

* Punto de acción especial sobre el hombro, 38 E.

* Punto de acción especial sobre la sangre, 10 B (Xuehai, el mar de la sangre).

* Punto de acción especial sobre la energía, 36 E, punto tierra (ho) de E.

* Punto Aspirina, 60 V, punto fuego (king) de V.

* Punto analgésico y de acción especial en malposiciones fetales, 67 V, punto metal (ting)

deV.

* Punto depuración energías hereditarias, 9R, punto Xi de Yin Keo.

 

 

 

 

EL SER ENERGÉTICO

 

El hombre como HUMANIDAD es un ente mediador entre las fuerzas del CIELO y de la TIERRA. Como hijos de estas dos influencias gozamos de las características del PADRE y de la MADRE. Globalmente no somos ni YANG puro ni YIN puro, somos Yang y Yin en constante mutación, formamos un TAO VITAL dinámico en constante movimiento. En nuestra manifestación somos macho y hembra, principio masculino y principio femenino, sin que por ello yin y yang conformen por igual nuestra estructura. La humanidad como principio activo en el devenir planetario y universal es andrógina.

 

En la alta antigüedad al hombre, entendido como humanidad, se le representaba con un ideograma que dibuja un ente con un sentido circular arriba, abierto a las influencia del cielo y un sentido cuadrangular a bajo, abierto a las fuerzas telúricas, y en el centro,  entre ambas aperturas, una cruz que representa la encrucijada de estas influencias.

 

La energía, el qi, representa la manifestación más directa de estas influencias celestes y la sangre, xue, la materialización, en la estructura, de las influencias telúricas. La tradición ya nos indica que la energía comanda la sangre y que la sangre es la madre de la energía, lo cual ya nos habla de la indisolubilidad y la interacción entre estos dos vectores, materia y energía.

 

Cuando hablamos en estos términos, nos estamos refiriendo a la energía adquirida fruto de nuestra alimentación y de nuestra respiración, que es la fracción energética que realmente nos mantiene vivos y nos permite conservar la energía ancestral que forma el núcleo de nuestra “pila energética”. Por otro lado, están otras energía del medio que también captamos y procesamos como son las frecuencias medio ambientales, la influencia de los astros, el magnetismo de la tierra, etc...

 

En nuestro mapa energético tenemos una potencia celeste que  esta representada por Ba Hui, 20 TM, análogo al chacra coronario Sahasrara, una potencia terrestre en el 1R, Yong Quan, en la planta de los pies, aunque también se puede considerar como tal el 1 RM, Jui Yin, análogo al chacra básico Muladhara y, por último, una potencia humana en el 17 RM, San Zhong, análogo al chacra cardiaco Anahata.

 

La potencia humana es la que símboliza el papel de la humanidad como procesadora de distintas influencias, con un pie en el cielo y otro en la tierra. Este centro se encarga de procesar el psiquismo y la emoción, como energías propiamente humanas creándose un puente entre el amor divino y el amor humano.

 

En la configuración del hombre energético aparecen tres niveles:

 

    Los 8 vasos maravillosos que conforman un huevo cósmico y que recogen toda la información necesaria del cielo anterior, del origen. El trazo celeste de Tien.

 

    Los 5 movimientos que materializan esas influencias celestes es una estructuras materiales. El trazo terrestre de Tien.

 

    El fuego ministerial del Xin Bao y del San Jiao sin soporte material que establecen la conexión entre los dos niveles anteriores. El ideograma de hombre, Ren, en Tien. El XB es el último meridiano en aparecer en el nuevo y el SJ el primero ( a partir del nudo de hensen en la línea primitiva del embrión).

 

Estos niveles se plasman muy bien en el ideograma de Tien, cielo u hombre celeste.

 


 

 

 

volver a pagina anterior

volver a pagina principal